CÓMO CALCULAR EL RETORNO SOBRE EL CAPITAL INVERTIDO AJUSTADO POR ACCIÓN

El retorno sobre el capital invertido ajustado por acción (ROIC) es una herramienta financiera que permite medir la rentabilidad de una empresa.

A diferencia del retorno sobre el capital invertido (ROIC), el ROIC ajustado por acción tiene en cuenta la cantidad de acciones en circulación, lo que lo hace más preciso a la hora de comparar el rendimiento de diferentes empresas.

En este artículo, explicaremos en qué consiste el ROIC ajustado por acción, cómo se calcula y cómo interpretar su resultado.

También analizaremos las limitaciones de esta métrica y su relación con el endeudamiento y la política de dividendos de la empresa.

¿Qué es el retorno sobre el capital invertido ajustado por acción?

El ROIC ajustado por acción es una medida de la rentabilidad de una empresa que tiene en cuenta tanto el capital invertido como la cantidad de acciones en circulación.

Esta métrica se utiliza para evaluar el rendimiento de una empresa en comparación con otras empresas del mismo sector o con el índice de referencia.

¿Por qué es importante calcular el ROIC ajustado por acción?

El ROIC ajustado por acción es importante porque permite comparar la rentabilidad de diferentes empresas de manera más precisa.

Al tener en cuenta la cantidad de acciones en circulación, se evita la distorsión que puede producir el hecho de que una empresa tenga más acciones en circulación que otra.

Además, esta métrica es útil para evaluar la capacidad de la empresa para generar valor para los accionistas.

¿Cómo se calcula el ROIC ajustado por acción?

El ROIC ajustado por acción se calcula dividiendo el beneficio operativo después de impuestos (BOI) por el capital invertido ajustado por acción.

El capital invertido ajustado por acción se obtiene dividiendo el capital invertido por el número de acciones en circulación.

La fórmula para el ROIC ajustado por acción es la siguiente:

ROIC ajustado por acción = BOI / (Capital invertido / Número de acciones en circulación)

Paso a paso: ¿cómo calcular el ROIC ajustado por acción?

Para calcular el ROIC ajustado por acción, es necesario seguir los siguientes pasos:

  1. Obtener el beneficio operativo después de impuestos (BOI) de la empresa.
  2. Obtener el capital invertido de la empresa.
  3. Obtener el número de acciones en circulación de la empresa.
  4. Dividir el capital invertido por el número de acciones en circulación para obtener el capital invertido ajustado por acción.
  5. Dividir el BOI por el capital invertido ajustado por acción para obtener el ROIC ajustado por acción.

¿Cómo interpretar el resultado del ROIC ajustado por acción?

El resultado del ROIC ajustado por acción indica la rentabilidad de la empresa en relación con la cantidad de capital invertido y las acciones en circulación.

Cuanto mayor sea el resultado, mayor será la rentabilidad de la empresa.

Un ROIC ajustado por acción superior al coste de capital indica que la empresa está generando valor para los accionistas.

¿Cómo comparar el ROIC ajustado por acción con otras empresas?

Para comparar el ROIC ajustado por acción de diferentes empresas, es necesario tener en cuenta el sector y el índice de referencia.

Además, es importante comparar el resultado del ROIC ajustado por acción con el coste de capital de la empresa y con el ROIC ajustado por acción de otras empresas del mismo sector.

¿Cuáles son las limitaciones del ROIC ajustado por acción?

El ROIC ajustado por acción tiene algunas limitaciones.

Por ejemplo, no tiene en cuenta el efecto de los impuestos sobre la rentabilidad de la empresa.

Además, esta métrica puede verse afectada por factores como la depreciación y la amortización, que pueden variar entre empresas.

¿Cómo afecta el endeudamiento al ROIC ajustado por acción?

El endeudamiento puede afectar al ROIC ajustado por acción de diferentes maneras.

Por un lado, el endeudamiento puede aumentar el capital invertido de la empresa y, por lo tanto, reducir el ROIC ajustado por acción.

Por otro lado, el endeudamiento puede permitir a la empresa invertir en proyectos con una rentabilidad superior al coste de la deuda, lo que puede aumentar el ROIC ajustado por acción.

¿Cómo influye la política de dividendos en el ROIC ajustado por acción?

La política de dividendos puede influir en el ROIC ajustado por acción de la empresa.

Si la empresa distribuye una parte importante de sus beneficios en dividendos, puede reducir la cantidad de capital invertido y, por lo tanto, aumentar el ROIC ajustado por acción.

Sin embargo, esto puede limitar la capacidad de la empresa para invertir en nuevos proyectos y generar valor para los accionistas a largo plazo.

¿Cómo puede ayudar el ROIC ajustado por acción a la toma de decisiones?

El ROIC ajustado por acción puede ayudar a la toma de decisiones financieras y de inversión.

Por ejemplo, si el ROIC ajustado por acción de una empresa es superior al coste de capital, puede indicar que la empresa es rentable y está generando valor para los accionistas.

En cambio, si el ROIC ajustado por acción es inferior al coste de capital, puede indicar que la empresa no está generando suficiente rentabilidad para cubrir el coste de su capital.

¿Cómo calcular el ROIC ajustado por acción en Excel?

Para calcular el ROIC ajustado por acción en Excel, es necesario utilizar las funciones financieras de la hoja de cálculo.

En primer lugar, se debe utilizar la función «BOI» para calcular el beneficio operativo después de impuestos.

A continuación, se debe utilizar la función «SUMA» para sumar el capital invertido y la función «CONTAR» para contar el número de acciones en circulación.

Finalmente, se debe utilizar la fórmula para el ROIC ajustado por acción.

¿Cómo utilizar el ROIC ajustado por acción en el análisis fundamental?

El ROIC ajustado por acción es una métrica importante en el análisis fundamental de una empresa.

Esta métrica puede ayudar a evaluar la rentabilidad de la empresa, su capacidad para generar valor para los accionistas y su posición en el mercado.

Además, el ROIC ajustado por acción puede ser utilizado para comparar la rentabilidad de diferentes empresas del mismo sector o con el índice de referencia.

En general, el ROIC ajustado por acción es una herramienta útil para el análisis financiero y la toma de decisiones de inversión.

En conclusión, el retorno sobre el capital invertido ajustado por acción es una herramienta financiera útil para medir la rentabilidad de una empresa y su capacidad para generar valor para los accionistas.

Esta métrica es más precisa que el retorno sobre el capital invertido porque tiene en cuenta la cantidad de acciones en circulación.

Sin embargo, el ROIC ajustado por acción tiene algunas limitaciones y debe ser utilizado junto con otras métricas financieras en el análisis fundamental de una empresa.

En general, el ROIC ajustado por acción puede ser una herramienta valiosa para la toma de decisiones financieras y de inversión.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top